fbpx

APPS MÓVILES CON INTELIGENCIA ARTIFICIAL: USOS QUE SERÁN HABITUALES EN LAS PYMES

La Inteligencia Artificial, pese a la polémica que suscita, está pisando fuerte y tiene la capacidad de introducir cambios fundamentales en casi todas las industrias. Las ciudades pueden volverse más inteligentes, será habitual que escaneen tu rostro por motivos de seguridad e incluso de ocio, y hasta la asistencia médica cambiará por completo. Pero, ¿y los pequeños y medianos empresarios? ¿Crees que esto no afectará a su ámbito de trabajo?

La Inteligencia Artificial (en adelante, IA) se define como el desarrollo tecnológico que dota a las máquinas de la capacidad para aprender de su entorno y sin ayuda externa, ampliando de esa forma sus servicios.

El término tiene su origen en 1956, cuando el informático John McCarthy expuso sus estudios preliminares sobre máquinas inteligentes en el transcurso de la Conferencia de Dartmouth. La IA funciona combinando grandes cantidades de datos con procesamiento rápido y algoritmos inteligentes, permitiendo que el software aprenda automáticamente de patrones en los datos.

Su importancia reside en que no sólo beneficia a las grandes compañías. Para las empresas que son más pequeñas o están empezando a crecer, la forma en que la Inteligencia Artificial resuelve los problemas cotidianos del negocio con sus clientes es mejor, más inteligente, eficiente y crítica que los instrumentos anteriores, que hoy son considerados problemáticos y mañana tendrán la categoría de estar, directamente, obsoletos.

Puede que todo suene demasiado futurista, pero desde que los medios de comunicación empezaron a hablar de los smartphones o las tablets hasta que el paisaje de las oficinas de todas las pymes cambiaron por completo, integrando estos elementos como parte de su ecosistema natural, es seguro que transcurrió poco tiempo.

Ahora que sólo se escucha hablar sobre el impacto de la Inteligencia Artificial en el mundo de los negocios, ¿en qué medida su emergencia puede cambiar una pyme a medio plazo? Ninguna pequeña empresa debería quedarse atrás.

 

LAS APPS DE IA QUE LAS PYMES DEBERÁN DOMINAR

Los tiempos cambian, el ritmo del mundo se acelera a marchas agigantadas y, en consecuencia, urge que los emprendedores se adelanten a los acontecimientos. Para no perderse en este maremagnum, a continuación dos casos de algunas de las apps que serán claves en el futuro de las pymes.

 

CHATBOTS PARA MEJORAR LOS SERVICIOS AL CLIENTE

El comportamiento del cliente ha cambiado de forma notable en los últimos años, en gran parte gracias a la revolución tecnológica. El 30% de las transacciones por Internet ahora provienen de dispositivos móviles. Aunque los propietarios de teléfonos inteligentes gastan el 85% de su tiempo en diversas aplicaciones, sólo cinco de ellas capturan enteramente su atención.

Aquí es donde emergen los chatbots como solución para mejorar la asistencia al cliente. Se tratan de programas pequeños de Inteligencia Artificial que se comunican con los usuarios emulando a un asistente humano.

Su potencial es inmenso y se extiende mucho más allá del dominio del comercio electrónico.

  • Taco Bell ha desarrollado un programa de asistente virtual que administra los pedidos a través de la aplicación de mensajes Slack.
  • El Print Bot de HP permite a los usuarios enviar archivos a la impresora directamente desde Facebook Messenger.
  • En Suecia llevan años con una asistenta digital que te ayuda a comprar muebles de IKEA.
  • Grandes empresas españolas como BBVA también están utilizando esta tecnología para mejorar su el soporte y atención al cliente.

 

APPS DE SEGURIDAD

Lograr que la tecnología pueda identificar comportamientos perniciosos que pongan en peligro al usuario no es nada nuevo, como demuestra la existencia de los antivirus desde hace treinta años.

No obstante, gracias a (o por culpa de) la evolución tecnológica, los virus son cada vez más elaborados, lo que no facilita tenerlos sobre el radar. Y es que, actualmente, los virus son más y mejores: más inteligentes, más rápidos y más eficaces.

La IA permite a la tecnología ubicar posibles peligros de acuerdo con patrones y comportamientos específicos anteriores, mejorando su experiencia y perfeccionando las herramientas de detección.

Ahora los servicios informáticos de una empresa no sólo saben cuándo se enfrentan a un virus, sino que también pueden conocer cómo les va a atacar de manera estadísticamente detallada.

 

—————————————————————————————

En resumen, las pymes deben dejar de observar los avances de la Inteligencia Artificial como una curiosidad futura y empezar a tratarlos como un reto del presente.

De ello depende su supervivencia en un mundo cada vez más hiperconectado, donde no sólo las empresas que pertenezcan al sector estrictamente tecnológico podrán verse beneficiadas del uso audaz de estas aplicaciones. Sabiamente utilizada, la Inteligencia Artificial pone al alcance de todas las pymes, sean del sector que sean, un incremento ostensible de su productividad.

Los años venideros serán los que determinen qué empresas han sabido aprovechar el momento o no.



Abrir chat